Política

Agenda judicial KSenado: el kirchnerismo consiguió la media sanción del proyecto que le permitiría elegir al Procurador con menos votos

Fue tras un tenso debate con acusaciones cruzadas. El proyecto pasa a Diputados.

Después de un tenso debate con acusaciones cruzadas, el Senado le dio este viernes media sanción al proyecto de reforma a la ley orgánica del Ministerio Público y, a través de ella, la forma de elección y el tiempo de mandato del Procurador General de la Nación. La propuesta permitiría elegir al jefe de los fiscales con menos votos.

El proyecto impulsado por el Gobierno pasa a la Cámara de Diputados tras ser aprobado con 42 votos afirmativos y 27 negativos. Los cambios que le hicieron al proyecto original fueron leídos instantes antes de la votación.

Para la oposición, el bloque K de la cámara alta busca echar al procurador interino Eduardo Casal y condicionar a Daniel Rafecas, el elegido del presidente Alberto Fernández.

«Está en tratamiento un instrumento para un brutal avance contra el ministerio público fiscal», dijo la senadora de Juntos por el Cambio, Laura Rodríguez Machado, y sumó que «el objetivo es lograr la impunidad a través de la decisión política de poner a los fiscales de rodillas».

También advirtió que «con este instrumento van a tener pendiendo de un hilo a Rafecas, porque todos sabemos que a Rafecas lo está poniendo Alberto Fernández y a Cristina no le gusta y va a poner otro».

Antes, el también opositor Ernesto Martínez había señalado que «van al nombramiento y la destitución del procurador general. Eso se llama disciplinar», y dijo que «la oposición no se doblega ni se vende pese a los intentos de algunos».

El dictamen de mayoría fue firmado en la Comisión de Justicia y Asuntos Penales el viernes pasado, luego de que la bancada del Frente de Todos lograra unificar tres propuestas en un dictamen de mayoría, mientras que el opositor interbloque de Juntos por el Cambio adelantó su rechazo a ese texto y manifestó que irá a la sesión con un dictamen en minoría.

Los ejes principales de la iniciativa, como el mandato de 5 años para el procurador General de la Nación y la eliminación de los dos tercios para su designación, se mantendrán intactos, según supo Clarín.

Uno de los cambios que se hará en el dictamen es en un artículo sobre el Tribunal de Enjuiciamiento del Ministerio Público Fiscal.

«También se van a hacer algunas correcciones en el dictamen», agregaron las fuentes consultadas.

«El texto definitivo estará listo recién esta mañana», dijo un integrante de la bancada del Frente de Todos. En la redacción final del proyecto trabajaban el cristinista Oscar Parrilli, los camporistas María de los Ángeles Sacnun, Anabel Fernández Sagasti y Martín Doñate y el jefe del bloque oficialista, el formoseño José Mayans.

La oposición se mostró de acuerdo durante el debate en la necesidad de hacer cambios en la ley del Ministerio Público, pero rechaza que se rebajen los dos tercios del Senado (48 votos) para la designación del jefe de los fiscales para permitir que se lo pueda nombrar con absoluta (37 votos). El bloque del Frente de Todos, con propios y aliados, suma 42 votos.

Dos de las iniciativas en las que se basó el oficialismo para el dictamen de mayoría pertenecen a los senadores opositores Martín Lousteau y Lucila Crexell, y fueron presentados en diciembre de 2019 pero, cuando el oficialismo decidió abrir ahora su discusión en comisión, ambos se retractaron y pidieron retirar sus iniciativas.

Sin embargo, el Frente de Todos se opuso al retiro y sumó puntos de esas normas a una nueva iniciativa que presentó el senador de Juntos Río Negro Alberto Weretilneck.

El texto unificado propone que el mandato del titular de la Procuración General de la Nación deje de ser vitalicio y dure cinco años con posibilidad de reelección por única vez, y que la elección no se planifique en un año electoral.

También prevé que la forma de elección se realice con mayoría absoluta -37 votos, la mitad de los miembros del cuerpo-, en lugar del requisito de los dos tercios de los presentes en el recinto que rige actualmente, algo a lo que la oposición se opone y que sí se mantendrá, de acuerdo al proyecto del oficialismo, en el caso de que se pretenda remover al procurador.

El debate se da mientras se aguarda que el oficialismo avance con la designación del nuevo Procurador, ya que el actual, Eduardo Casal, es interino y fue nombrado durante el Gobierno del macrismo, tras la renuncia de Alejandra Gils Carbó, quien dejó su cargo el 31 de diciembre de 2017.

Parrilli: «Acá se trata de Casal si o Casal no»

El miembro informante por el oficialismo fue Oscar Parrilli, quien apuntó contra la oposición al señalar que «no es que no quieran a Rafecas, sino que quieren sostener al procurador interino Casal porque es el que les sirvió durante muchos años».

Y siguió: «Les convenía tener un procurador interino, como Casal, que se encargó de perseguir fiscales. También protegió a (Carlos) Stornelli, cuando estaba citado a declarar y se burló de la justicia».

Para el ex secretario de la presidencia, la reforma busca «dar certezas y seguridades»: «Dicen que queremos copar la Procuraduría, pero se callaron la boca cuando Macri les sacó la autonomía financiera o cuando persiguieron a Gils Carbó. Vemos que a veces está esta actitud del espejo invertido. Nos acusan de que vamos a hacer lo que ellos hicieron, que fue intentar manipular la justicia», dijo.

Insistió el senador por Neuquén que «acá no se trata de Rafecas si o no, acá se trata de Casal si o Casal no, porque acá hay muchos que quieren que siga el procurador interino porque le conviene a sus intereses».

Alberto Weretilneck, autor del proyecto que el kirchnerismo adoptó como propio para impulsar los cambios en la Procuración, criticó a los que cuestionamiento la oportunidad en la que presentó la iniciativa.

«Negarse a modificar el statu quo del Ministerio Público Fiscal significa convalidar la crisis que tiene hoy la Justicia, por lo tanto, defiendo mi proyecto, pero creo que las modificaciones han ablandado el espíritu del mismo», dijo.

Desde la oposición, Martín Lousteau apuntó a la vicepresidenta Cristina Kirchner. “Me pregunto si lo que hacemos ahora es ganar poder o estamos discutiendo en serio como darle más legitimidad y más autonomía al Procurador”, sostuvo y consideró que “se gana poder pero se corroe la institucionalidad que se quiere preservar, de hecho el próximo Procurador tendrá que dictaminar cuándo las causas de la Vicepresidenta de la Nación lleguen a la Corte Suprema. ¿Qué les gustaría alguien al que no se le cree o alguien que tiene la absoluta confianza ciudadana para mostrar transparencia?”, le preguntó a la bancada oficialista.

“Si querían resolver el tema del Procurador era muy sencillo, ahí está el pliego del candidato del Presidente y nunca se lo convocó, querían resolver que hay uno interino, hay un camino previsto que es nombrar uno nuevo y hay un pliego enviado”, aseguró Lousteau.

Quizás por la confianza de contar con la mayoría necesaria para aprobar lo que deseen, el kirchnerismo en el Senado protagonizó un blooper de sistemas, al mostrar proyectos que aún estaban en debate como ya aprobados y girados a diputados.

Las capturas de pantalla comenzaron a circulan en chats de Juntos por el Cambio y hasta llegaron a la TV. Inmediatamente se corrigieron en el sistema del Senado. «A las 20:20 los expedientes figuraban como aprobados», se quejó Naidenoff.

Sesiones remotas hasta el 1 de marzo

El oficialismo logró aprobar este viernes la prórroga de las sesiones virtuales hasta el 1 de marzo de 2021. Fue con 41 positivos, 26 negativos y 0 abstenciones.

CADENA365 EN TU CELULAR

Descarga nuestra app para Android



Seguinos en Twitter

Encuestas

¿Cuáles son sus principales críticas a la justicia de Salta? Dos opciones

Resultados

Cargando ... Cargando ...

Fotonoticias

Italia: la espectacular erupción del volcán Etna
Ver anteriores