Mundo

“Una mejora en la relación”El gobierno de Biden celebró la liberación de presos políticos en Nicaragua y les dará asilo por dos años

Antony Blinken dijo que la decisión del régimen de Ortega marcó un “paso constructivo” y abre la puerta a “un mayor diálogo”; el gobierno norteamericano pidió que el régimen dé “pasos adicionales para restaurar las libertades civiles y la democracia” para el pueblo nicaragüense.Estados Unidos celebró la decisión del régimen de Daniel Ortega en Nicaragua de liberar a más de 200 presos políticos, al indicar que es “un paso constructivo” para comenzar a abordar los abusos y la brutal represión en el país y abre la puerta “a un mayor diálogo”, una señal de deshielo y acercamiento en las relaciones entre la Casa Blanca y Managua.

Luego de que el régimen de Ortega anunció de manera sorpresiva en la madrugada del jueves la liberación y la deportación de 222 presos políticos a Estados Unidos, el gobierno de Joe Biden calificó la decisión como “un primer paso” hacia la restauración de la democracia en Nicaragua, y “una mejora” en el clima de derechos humanos en el país. El Departamento de Estado insistió en que la decisión había sido unilateral del régimen de Ortega, y no parte de un “acuerdo más amplio”, pero a la vez señaló que era el resultado de la presión de Washington, y que Estados Unidos aspiraba a tener “una mejor relación” con Nicaragua.

El gobierno de Biden coordinó el traslado de los presos políticos en un avión que aterrizó al mediodía, hora local, en el aeropuerto de Dulles, en Virginia, cerca de Washington. Los presos liberados recibirán asilo al menos por dos años –todos dieron su consentimiento antes de volar a Estados Unidos–, y fueron reubicadas en hoteles y en casas de la diáspora nicaragüense, indicó el gobierno norteamericano.“La liberación de estas personas, una de las cuales es ciudadano estadounidense, por parte del gobierno de Nicaragua marca un paso constructivo para abordar los abusos contra los derechos humanos en el país y abre la puerta a un mayor diálogo entre los Estados Unidos y Nicaragua sobre temas de preocupación”, dijo el secretario de Estado, Antony Blinken, en un comunicado.Blinken dijo que la liberación era “producto de la diplomacia estadounidense concertada”, aunque el Departamento de Estado también dijo que había sido una decisión unilateral de Ortega. El vocero de Blinken, Ned Price, aclaró luego en su habitual conferencia de prensa que la decisión no era parte de “un acuerdo más amplio”, pero que, en la mirada del gobierno norteamericano, era también el resultado del trabajo diplomático de Estados Unidos.

“Creemos que esto es un reflejo positivo apoyo público y privado por los derechos humanos de los nicaragüenses y nuestros llamados constantes a que quienes han sido y están detenidos por nada más que el ejercicio de derechos universales deben ser liberados”, dijo Price.“Nos gustaría tener una mejor relación con Nicaragua. Eso depende en última instancia del gobierno de Nicaragua”, agregó Price.Blinken señaló que entre los liberados hay líderes políticos y empresariales, periodistas, representantes de la sociedad civil y estudiantes. En las primeras imágenes que se conocieron desde el vuelo se pudo ver a la excandidata presidencial, Cristiana Chamorro, y el gerente general del diario La Prensa, Juan Lorenzo Holman. En la lista difundida por Nicaragua no está el obispo de Matagalpa, Rolando Álvarez, ni otros sacerdotes.

El régimen de Daniel Ortega ha sido señalado por Estados Unidos, varios países de América latina y de Europa y por organizaciones de derechos humanos por sus abusos y sus violaciones de libertades fundamentales. El masivo encarcelamiento de políticos opositores y críticos al régimen fue una de los rasgos distintivos de la ola represiva de Ortega, considerado ampliamente como un dictador. El gobierno de Biden ha impuesto sanciones sobre el régimen en un intento por elevar la presión y evitar un mayor deterioro institucional. Washington dijo que la decisión de Ortega se tomó “unilateralmente”. Todos las personas liberadas y deportadas fueron declaradas “traidores a la patria” por la justicia nicaragüense, e inhabilitadas de por vida para ejercer cargos públicos.“Nos mantenemos firmes en alentar pasos adicionales por parte del gobierno de Nicaragua para restaurar las libertades civiles y la democracia para el pueblo nicaragüense”, indicó un vocero del Departamento de Estado.

El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega
El presidente de Nicaragua, Daniel OrtegaEPP – EPP

“Proteger la paz”

Este jueves en la madrugada, el régimen de Ortega anunció la liberación de más de 200 políticos que se encontraban en diferentes prisiones en Nicaragua y los envió en un vuelo privado a Washington. Los detenidos fueron trasladados en un vuelo de Omni Air International que despegó a las 6:31 desde Managua, hora local, hacia el aeropuerto de Dulles en Washington, donde aterrizó poco antes del mediodía local.

El régimen nicaragüense justificó la liberación y la deportación de los detenidos para “proteger la paz”, y la “moral pública, entre otros fines.“Para proteger la paz, la seguridad nacional, al orden público, la salud, la moral pública, los derechos y libertades de terceros, los sentenciados que por diversos ilícitos violentaron el ordenamiento jurídico y constitucional atentando contra el estado de Nicaragua y la sociedad nicaragüense, perjudicando el interés supremo de la nación, por consiguiente se ordena la deportación inmediata y ya afectiva de 222 personas”, indicó una sentencia del Tribunal de Apelaciones de Managua, leída por el magistrado orteguista Octavio Rothschuh.

“Los deportados fueron declarados traidores a la patria y sancionados por delitos graves e inhabilitados de forma perpetua para ejercer la función pública en nombre del servicio del Estado de Nicaragua, así como ejercer cargos de elección popular, quedando suspensos sus derechos ciudadanos de forma perpetua”, dice también la sentencia.

Tamara Taraciuk Broner, directora en funciones para las Américas de Human Rights Watch, dijo que la forma en la cual fueron liberados los presos políticos deja al descubierto la arbitrariedad de la Justicia y el control de Ortega de los tribunales.“La manera en la cual fueron liberados es un ejemplo más de la arbitrariedad de la Justicia, manejada al antojo de Ortega. Para que exista una transición democrática es imprescindible seguir monitoreando las restricciones al espacio cívico y los abusos en Nicaragua”, indicó Taraciuk Broner en un hilo en Twitter.

El gobierno norteamericano remarcó que algunas de las personas liberadas han pasado años en prisión, muchas de ellas por ejercer sus libertades fundamentales, en pésimas condiciones y sin acceso al debido proceso, dijo el gobierno norteamericano. Pero el hecho de que Estados Unidos facilitó el transporte de esas personas una vez liberadas de la custodia nicaragüense a Estados Unidos, donde fueron recibidas y “estarán en libertad condicional por razones humanitarias en el país por un período de dos años”, según indicó el gobierno norteamericano, dio una pauta de los contactos entre Managua y Washington.“Todos los que fueron liberados y abandonaron el país voluntariamente consintieron en viajar. El gobierno de Estados Unidos ha puesto a disposición asistencia médica y legal para estas personas”, indicó más temprano un vocero del Departamento de Estado. “Estados Unidos continúa priorizando el apoyo al pueblo nicaragüense y sus libertades fundamentales y derechos humanos”, agregó.

Agregue un Comentario

Click aquí para agregar un comentario

CADENA 365 EN TU CELULAR

Descarga nuestra app para Android

Encuestas

¿Que expectativas te generan las medidas propuestas por Javier Milei?

Resultados

Cargando ... Cargando ...

Fotonoticias

Noticia sorprendenteEl mamífero que pensaban que estaba extinto y fue avistado por primera vez en 24 años
Ver anteriores