Policiales

Justicia El exjuez Reynoso suma otra causa por extorsión

El exjuez Raúl Reynoso

En pleno proceso por proteger a traficantes, el exmagistrado de Orán será imputado por exigirle un millón de pesos a Bernard Paul Vuillermet para frenar una investigación. Quién es Barakat Barakat.

El juicio contra el exjuez federal de Orán entró en la fase final: Raúl Reynoso podría ser condenado próximamente a 18 años de prisión -como pidió la querella- o hasta 25 años -como solicitó la fiscalía- si el Tribunal Oral Federal (TOF) 1 de Salta lo encuentra culpable de exigirles coimas a narcotraficantes para favorecerlos en sus investigaciones. Pero el hombre que supo mostrarse en los medios como un cruzado contra el narco en la frontera con Bolivia sumará en las próximas horas una imputación por enviar a un traficante de precursores químicos a apretar a un empresario.

El juez federal de Salta, Julio Leonardo Bavio, le confirmó a TN.com.ar que incorporará a la causa «Reynoso II» la denuncia contra el exmagistrado por el delito de concusión a un contribuyente investigado por la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

Bernard Paul Vuillermet, francés dueño de La Maravilla, una finca en Salta, denunció en la sede central de la AFIP que «un comerciante de apellido Barakat, de Salvador Mazza, que trabajaba para el juez Reynoso, conforme le hiciera saber, le pidió plata para solucionar su problema». El 18 de octubre de 2013, el ente recaudador le allanó la estancia por trata de personas, detectó 85 trabajadores rurales bajo explotación laboral y le dio intervención al magistrado, que ordenó la inmediata detención de dos de sus empleados. Una semana después, Reynoso envió a Barakat a exigirle un millón de pesos a Vuillermet para no avanzar con la causa en su contra.

Una alta fuente de la investigación le confirmó a TN.com.ar que «el Barakat de Salvador Mazza» no era otro que Barakat Barakat, un comerciante de origen sirio, condenado en 2018 a 12 años de prisión por tráfico de precursores químicos con su hermano Fadel.

Barakat Barakat, el narco que apretaba empresarios, por orden del exjuez Raúl Reynoso.

Barakat Barakat, el narco que apretaba empresarios, por orden del exjuez Raúl Reynoso.

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal (TOCF) de Catamarca tuvo en cuenta la investigación del 16 de agosto del año pasado en la que este medio reveló la conexión entre los Barakat y la «ruta de la efedrina»: la Droguería Libertad. Esa empresa fue la que importó el 37% de la efedrina que entre 2004 y 2008 terminó en poder de condenados, procesados o denunciados por narcotráfico, según determinó la jueza federal María Servini, y también la que le vendió parte de los precursores químicos en 2006 a la banda integrada por los Barakat, José Luis García Coronado -prófugo desde entonces- y Elías Exeni -detenido en 2018 por narcotráfico en el Olivos Golf Club-.

Exeni armó una «cocina» en el baño de la casa de su mamá en la localidad catamarqueña de Icaño. Los Barakat proveían los precursores químicos. Los investigadores descubrieron el laboratorio de cocaína mientras analizaban en 2010 la escena de un doble crimen.

Mario Alberto Córdoba mató el 10 de diciembre de ese año de un disparo en la cabeza a Hiladia Vallejos y de varias cuchilladas en el cuello a Ángel Chame. Hiladia era la mamá de Elías. El asesino fue sentenciado a cadena perpetua, pero siempre quedó la duda si se trató de un robo o un ajuste de cuentas narco. Barakat y Exeni a su vez integraban otra banda, la de Eduardo Cansino y Jorge Alfredo Moreno, condenados en 2017 en Salta por tráfico de marihuana a Chile, pero ellos no estuvieron en el banquillo de los acusados porque los detectives, si bien los tenían en escuchas telefónicas, no avanzaron hasta ahora en identificarlos correctamente.

Parte de los precursores de los Barakat en la escena de doble crimen de Icaño.

Parte de los precursores de los Barakat en la escena de doble crimen de Icaño.

Reynoso conocía a Barakat. El exjuez resolvió en 2010 amparos a favor del expresidente de la Asociación de Comerciantes de Pocitos, permitiéndole importar de manera ilimitada camiones de harina desde Bolivia, a diferencia del resto, que solo podía uno por día, según la resolución de la Aduana. Héctor Antonio Navarro, empresario de la zona, denunció que su colega importó 800 camiones en cinco meses gracias al exmagistrado. Los investigadores siempre sospecharon que Barakat movía precursores en vez de harina. De hecho, cuando lo allanaron, descubrieron 85.520 kilos de bicarbonato de sodio, 80 kilos de lidocaína y 31 kilos de cafeína en sus depósitos.

El juez Bavio sumará la imputación contra su expar en la causa «Reynoso II». Mientras tanto, en la otra, «Reynoso I», Arsenio Eladio Gaona, cuñado del exmagistrado, se dio a la fuga en los últimos días para evitar la inminente sentencia. El abogado está acusado de intermediar entre el exjuez y narcos de la zona para el pago de coimas a cambio de favores judiciales. El Tribunal Oral Federal (TOF) de Salta ahora tiene dos opciones: retrasar las audiencias a la espera de que la Policía detenga a Gaona o, si avanza con el veredicto, realizar un debate solo para él una vez atrapado.

Reynoso, en cambio, no tiene posibilidades de zafar: llegó al juicio preso en la cárcel de General Güemes -donde también están los Barakat-, está procesado en la otra megacausa y deberá entregar todos sus bienes para cubrir la multa de $20 millones si el TOF lo condena.

Etiquetas

Agregue un Comentario

Click aquí para agregar un comentario

CADENA365 EN TU CELULAR

Descarga nuestra app para Android

Seguinos en Twitter


Encuestas

¿Cuáles son sus principales críticas a la justicia de Salta? Dos opciones

Resultados

Cargando ... Cargando ...

Fotonoticias

Postales de inviernoLa precordillera salteña se vistió de blanco por una intensa nevada
Ver anteriores