Locales

Santa Fe y CaserosCorredor de la Fe: Un micro se subió a la vereda del Convento y rompió las lajas

La denuncia la realizó un bar ubicado en Santa Fe y Caseros. El acto irresponsable del colectivo destrozado el piso y dañadas las tapas colocadas durante las obras. Volvieron a reclamar por las pelotas de acero que incomodan a conductores y peatones.

El Corredor de la Fe suma una nueva página a la serie de problemas que ha generado, tanto en su edificación como en los inconvenientes posteriores a la finalización de su primera etapa.

En esta oportunidad, un local comercial de calle Caseros y Juramento denunció que un micro de turismo no solo transitó por el estrecho lugar, sino que también se subió a la vereda del Convento San Bernardo y rompió las antiguas lajas que se encuentran en el piso.

La confitería “Café del Convento” compartió a través de su cuenta de Facebook las imágenes de lo acontecido en las primeras horas de la noche del jueves: “un INMENSO micro de turismo siguió derecho por calle Caseros y se subió a la vereda del Convento San Bernardo”, señalaron en la publicación.

Del mismo modo puntualizaron que no sólo las centenarias lajas de la vereda se vieron afectadas, sino también “las tapas que colocaron cuando se hizo la obra del Corredor”. En las imágenes compartidas se ve que el micro, de dos pisos, pertenece a la empresa MercoBus.

El comercio comentó que este tipo de episodios es “algo habitual en esta zona”, reclamando que los micro y transportes pesados ingresan por esa parte angosta de calle Caseros donde “es imposible maniobrar”. Por otra parte, comentaron que las bochas de acero representan de igual modo una complicación para la gente: “Ya tenemos suficientes con los que se “llevan puestas” las bochas de acero y poniendo en peligro a los clientes”.

Agregue un Comentario

Click aquí para agregar un comentario

Seguinos en Twitter

Encuestas

¿Qué opinión le merece el funcionamiento de la justicia de Salta?

Resultados

Cargando ... Cargando ...

Fotonoticias

Campo QuijanoLa postal que dejó la nevada en un rincón salteño: la capilla de Río Blanco
Ver anteriores